5 TÉCNICAS PARA UN VIENTRE PLANO

(4)

Si quieres realmente redibujar tu vientre y transformarlo en unos abdominales de acero, no hay ningún milagro: la clave es tener unos hábitos de vida saludables: alimentación equilibrada y deporte sin refunfuñar. Lo importante es no coger malos hábitos y saber reaccionar. Los kilos que hace tiempo que hemos ganado son difíciles de perder. Si quieres tener un vientre plano y  perder los michelines, descubre los 5 trucos de Domyos.

 

Los aportes calóricos que hay que vigilar

El hombre tiene una peligrosa tendencia a satisfacer lo más rápidamente posible su apetito cuando aparece el hambre... Y eso suele verse en la báscula. ¡Cada vez que tenemos hambre, lo nota la nevera y lo notan las calorías! Para conseguir un vientre bien plano y visible, basta con que vigilemos nuestros hábitos. Sin por ello privarse de todo: date algunos gustos, pero frena el entusiasmo a la hora de comer. Fíjate un poco más en tu aporte calórico: tiene que estar adaptado a tu edad y a tu actividad física. Come de manera equilibrada y en cantidades razonables. La Agencia Nacional Francesa de Seguridad Sanitaria de los Alimentos (Anses) recuerda que un hombre de 20 a 40 años debería consumir de media 2700 calorías al día; y un hombre de 41 a 60 años, 2500 calorías. Escucha a tu cuerpo para saber cuándo está saciado.

 

Un plato bien pensado

Para perder los michelines que se han ido acumulando alrededor de tu barriga, solo tienes que respetar unos cuantos hábitos alimentarios muy sencillos.

 

Las patatas fritas no son una verdura…

Se acabaron los menús grasientos viendo los partidos de fútbol o en las noches de celebración… Olvídate de las grasas malas y piensa sobre todo en las verduras, las de verdad. Escoge alimentos quemadores de grasa que consumen más calorías para ser digeridos de las que aportan efectivamente al organismo. ¿Cuáles son? Sobre todo las verduras ricas en vitaminas y purificantes para el cuerpo: ajo, alcachofas, espárragos, berenjenas (son antioxidantes y además absorben la grasa), acelgas, remolacha, brécol, zanahorias, apios, champiñones, achicorias, col, coles de Bruselas, coliflor, col rizada, col lombarda, col fermentada, calabaza, pepinos, calabacines, endibias, espinacas, judías verdes, lechuga, canónigos, maíz, nabos, cebollas, puerros, pimientos, rábanos, tomates. ¡Con todo esto, el único problema es elegir!

 

El poder de las hierbas

Pon un toque verde en tu plato, ya que las hierbas aromáticas tienen poderes insospechados. Añádelas a todas tus salsas: condimenta todos tus platos con hierbas frescas, como el cilantro, el perejil, la albahaca... Tienen fibras que permiten retener una parte de las grasas durante la digestión y, por lo tanto, impedir su absorción. Apuesta sobre todo por la menta fresca: es muy interesante por su  acción "vientre plano" , porque activa la digestión. Si la tomas en una infusión bien cargada, media hora antes de las comidas, disminuirá la sensación de hambre y limitará naturalmente el apetito.

 

El agua, tu nuevo credo

El aperitivo es uno de los momentos más temibles de la jornada: una verdadera trampa generadora de michelines...Para perder barriga, vas a tener que frenar tus ganas de beber refrescos muy fresquitos... y muy azucarados: una lata de refresco equivale de media a tomarse seis terrones de azúcar. De la misma manera, el alcohol es muy calórico, además de los riesgos que su consumo excesivo tiene para la salud. Adopta un nuevo credo para que tu dieta tenga éxito: el agua. Para un buen drenaje del cuerpo bebe al menos 2 L de agua al día. Es la mejor solución para eliminar los residuos y las toxinas del organismo, desinfiltrar los tejidos y combatir la retención de agua. Un poco de esfuerzo para contenerte y en pocas semanas tus michelines solo serán un mal recuerdo.

 

Sueño y nada más que sueño

¿Quieres mantener una cintura fina y perder barriga? ¡Pues duerme! Investigadores norteamericanos han demostrado que existe un nexo entre la duración del sueño y el riesgo de obesidad abdominal. Estos investigadores comprobaron que los jóvenes adultos y los adultos que pasaban menos de 5 horas en brazos de Morfeo durante la noche tenían más tendencia a acumular grasa visceral que los que dormían de 6 a 7 horas cada noche. ¿El motivo? Cuanto menos se duerme, más hambre se tiene, más células adiposas se fabrican y menos se queman. Al parecer, la falta de sueño aumenta el nivel de las hormonas del hambre (la ghrelina) y reduce la producción de las hormonas que transmiten la sensación de saciedad (la leptina). Aviso a los que duermen poco, podríais engordar…

 

El deporte anti vientre fláccido

La distensión de la zona abdominal (rectos mayores, oblicuo mayor, oblicuo menor y transverso) se acentúa con la edad y con la flaccidez cutánea, pero se debe sobre todo a la falta de ejercicio. Como has visto, para tener un vientre plano, no hay ningún secreto: el deporte es tu aliado. La actividad física, combinada con una dieta alimentaria saludable, actúa con carácter preventivo: cuanto más musculado está el cuerpo, mayor es el gasto energético y más difícil es que se instale la masa lipídica. Los hombres tienen la suerte de perder peso más fácilmente que las mujeres, ¡así que no lo dudes y trabaja tus abdominales! Para ello, el entrenamiento de fuerza es excelente y permite perder barriga. Como los músculos abdominales trabajan, el reposo aumenta el índice metabólico. Y quemas más calorías, incluso en reposo. Trabaja todos los grupos musculares, aunque tu principal objetivo sea perder masa grasa en la zona del vientrereforzar el perímetro abdominal.

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Vote
Aparato abdominales AB 220
32,99 €*
3.60 / 5 77 Opiniones
    Banco abdominales abs 100
    39,99 €*
    4.20 / 5 132 Opiniones
      YOGA

      ¿Cuál es el mejor accesorio para rodar hacia el bienestar y eliminar las calorías sobrantes? ¡El gym ball! Descubre sus secretos para recuperar un vientre plano.

      (4)
      IR ARRIBA